Capitulo 5.- Conversaciones vanas

Es curioso como a los pijos les gusta hacerse los interesantes escuchando a otra persona hablar de un tema que ni les va ni les viene y aguantan horas y horas la conversación sin inmutarse, asintiendo con la cabeza y haciendo comentarios.
Ejemplo, una tía que trabaja en una empresa con otras dos comenta como una amiga suya lo ha dejado con el novio, porque claro el es un cabron y no la quería llevar de vacaciones a Mallorca, y otra que no conoce para nada a su amiga esta en la conversación ensimismada cuando ni conoce a la amiga, ni al novio ni Mallorca, cojones que no se puede ser tan cínico, que la gente tiene cosas en la cabeza como para pasar de estas conversaciones. La pija aguantara posiblemente una hora y media la charla y luego comentara con otra que una amiga de una amiga no ha podido ir este veranito a Mallorca, por Dios, pobre, que penita me da…
O el típico que como recurso te pregunta de que equipo eres, pues de momento de ninguno, pero si es que eso yo me voy haciendo y tu espera aquí sentado.
-¿Qué coche tienes? –Uno.
-¿Estudias o trabajas? – A que viene eso, ¿Te importa?.
-Hace buen día, ¿no? – Hasta que llegaste tu si.
Conversaciones de ascensor que no llevan a ningún lado, ahora si te los encuentras en el garaje lo mismo no te dan ni los buenos días. ¿Tu tienes perro? Hasta a mi perro le doy los buenos días.
Moraleja: Sino tienes nada que decir…. ¡¡¡Cállate la puta boca!!!

No hay comentarios: